FANDOM


Este es el segundo capitulo de Pequeño Shinn-kun.

Sinopsis Editar

Lunamaria Hawke sintió una terrible corazonada de que su compañero y amigo estaba en peligro. Casi se iba a desmayar cuando vio como aquella máquina se llevo al Impulse y también había escuchado los gritos de agonía de su piloto cuando empezó a ser electrocutado. Aquellos gritos casi le hicieron estremecer hasta la médula a la piloto del ZAKU Warrior y no quería ni pensar lo que le estarían haciendo a Shinn como prisionero.

En este mismo instante, Athrun y Rey estaba intentando convencer a la capitana Cladys de que les diera permiso para salir e intentar rescatar a Shinn y al Impulse, ya que habían descubierto que se lo llevaron a una pequeña base con muy pocas defensas militares y esta bastante lejos de una base de la EA. Además el GPS funciona muy bien, lo que significaba que solo era una base de suministros y plantea poca amenaza. Después de un rato pensándolo, siendo consciente de que también tiene el Impulse en sus manos, que seria un duro golpe para los objetivos del presidente Durandal si se enteraba de esto. Además ella dedujo el estado de debilidad de las fuerzas de la EA, y había comenzado a planear el plan de rescate de Shinn, que consistiría en enviar un escuadrón de 10 Mobile Suits liderados por Athrun acompañados por Rey y Lunamaria hacia la base. Una vez terminado el plan y asegurarse de no cometer ningún error, Gladys abre la misión de rescate y todo el mundo estaba en sus puestos.

Ella no tubo tiempo para pensar más y se subió a la cabina del ZAKU mientras veía a Athrun acercándose hacia al Saviour y Rey al ZAKU Phantom, al igual que la unidad de rescate. Pronto se abrió el hangar del Minerva y todas las unidades lideradas por el Saviour pusieron rumbo hacia la base en rescate de Shinn y el Impulse.

Tanto el Saviour, ZAKU Phantom y el Warrior están en condiciones de atacar. Con eso, todos ellos volaron hasta la pequeña base. Las alarmas comenzaron a sonar sobre la base y pequeños grupos de buques comenzaron ir al ataque. Cuando todos estuvieron dentro del rango, todos sacaron sus armas y comenzaron a abrir fuego. El Saviour y el ZAKU Phantom esquivaron los disparos, mientras que el ZAKU Warrior elimina 4 Daggers. Luego 3 buques restantes pasaron a la ofensiva preparando su artillería, pero el Saviour se adelanto, Athrun condujo su unidad por la proa y lo revienta con sus cañones de plasma, y al segundo buque el puente de mando. Rey disparo sobre otros buques del pabellón. El resto de las fuerzas comenzaron a eliminar las fuerzas de defensa de la base, eliminando torretas, catapultas y otros Mobile Suits.

5 minutos después las fuerzas de la base cayeron rápidamente, estando el control de la base asegurada. Pronto capturaron a un soldado y lo interrogo hasta que confeso en donde se situaba el Impulse y su piloto y les dio un mapa. Rápidamente el equipo de Athrun comenzaron a explorar la base dejando a los soldados al mando del control. Un minuto después, encontraron en un hangar al Destiny completo, Rey se había subido en su cabina para comprobar si aún funcionaba. Después de un minuto comprobó que estaba en excelentes condiciones como si no hubiera ocurrido nada. Ahora solo les quedaba encontrar su piloto.

Aproximadamente media hora después, el trío avanzaba por un pasillo abandonado que apenas estaba iluminado por las luces fluorescentes que colgaban en la parte superior.

"De acuerdo con el rastreador." Athrun hizo un gesto desde su posición al frente del grupo. Rey y Lunamaria siguieron unos pasos detrás de él a cada lado. "Shinn debe de estar en esta sala." Athrun detuvo la caminata delante de una puerta de acero inoxidable. La puerta estaba cerrada y la única forma de abrirla es con el pequeño teclado que era la contraseña.

Simplemente perfecto.

Entonces al no ver otra opción, Rey decide bolarla pero con cuidado con una granada. Una vez preparado, Rey tira la granada cerca de la puerta y estalla haciendo que se debilitara por la explosión. Rey fue allí y empujo la puerta hasta que cayera, dejando acceso al laboratorio.

De inmediato se desplegaron como miraron a su alrededor en busca de signos en cuanto a donde se encontraba Shinn. Athrun zarandea el interior de los distintos compartimentos y cajones para encontrar algo que pertenece a Shinn, Lunamaria por otra parte y Rey estaba buscando por la zona de la espalda, en busca de los más jóvenes. Él estaba a punto de regresar y ayudar a Luna cuando escucho un pequeño gemido. Al principio, él pensó que se trataba de su imaginación. Entonces, oyó de nuevo. Miró alrededor del lugar y descubrió, para su sorpresa, el traje de vuelo de Shinn.

Entonces se dio cuenta de que algo se movía debajo del traje. Rey extendió su mano y quito el traje lo que estaba debajo de el. Lo que vio le dejo inmóvil, no podía creerlo. Parpadeo una vez.

Dos veces.

Tres veces...

Entonces su rostro se puso muy pálido, mientras que sus ojos se ensancharon con incredulidad y horror.

"No puede ser..." Rey se pregunto en su mente que era lo que estaba viendo, solo tratando de averiguar cómo se lo explicaría a los demás.

Lunamaria se reunió con Athrun mientras guardaba la última de las cajas que estaba buscando. Athrun habían reunido todos los trabajos de investigación a partir de que el Dr. Dokumo y los escondió en el bolsillo interior.

"¿Has encontrado algo, Athrun?" preguntó Lunamaria a su comandante con la esperanza de encontrar un rastro que perteneciera a Shinn.

"No mucho." dijo Athrun negando con la cabeza. "No hay ni rastro de Shinn por ningún lado."

La joven piloto se tenso un poco al ver que no encontraba a Shinn, por lo que estaría en otro lugar a pesar por la confesión del prisionero. Ella se había preguntando donde lo habrían escondido o si le hubiera hecho algo. Athrun vio la preocupación de la pelirroja y había tratado de animarla hasta que escucharon los pasos de Rey, quien había terminado de rebuscar el lugar para reunirse con ellos.

Los 2 miraron confusos a la expresión del joven de melena rubia con su cara tensa ocultando la sorpresa que vio antes. Tanto Athrun y Lunamaria lo notaron muy extraño incluso vio que tapaba algo en su brazos pero no sabía que era.

"¿Qué te pasa?" Lunamaria fue la primera en hablar.

"¿Estas bien?" Athrun fue el siguiente.

Rey no dijo nada y dio unos pasos a espaldas de la joven piloto antes de contestar.

"Sí, encontré algo... de hecho.... creo que encontré a Shinn..." respondió la voz de Rey.

"¿En serio? ¿donde esta?" dijo Lunamaria llenándose de alegría.

Rey no dijo nada, cuando de repente los ojos de tanto Athrun y Lunamaria se agrandaron como pelotas de béisbol al ver lo que el rubio sostenía sobre sus brazos.

Lunamaria parpadeó rápidamente mientras miraba. "¿R-rey? ¿Es e-eso lo que creo que es?"

Athrun también comenzó a parpadear al ver lo que estaba viendo y de sin duda se trataba del traje de vuelo de Shinn pero sin su dueño.

Sin vacilar, Rey revelo lo que había tapado en el traje, y cuando finalmente lo mostró, tanto los adolescentes soldados quedaron impactados al ver. Se quedaron en shock con ojos amplios a lo que estaba viendo. En ese traje de vuelo sostenía a un niño pequeño que no podría haber sido más de 5 o 6 años. Tenia el pelo despeinado y de color negro. Parecía que era japonés, debido el color de su piel y se aferraba en las manos de Rey con una de sus pequeñas manos. Estaba dormido, su respiración luz apenas hacía ruido.

"¿Lo entendéis ahora?" preguntó Rey a sus compañeros atónicos por la revelación. El silencio entre los 3 era tan grueso. Pero no tardo en romperse cuando Heine lo rompió un momento después.

“¿¡Es ese Shinn!?”

“¿Qué le a pasado?” preguntó Athrun a continuación. Rey se encogió de hombros mientras aún sujetaba al pequeño niño durmiente entre sus brazos.

“Honestamente no tengo ni idea.” respondió Rey. “Lo encontré así. Seguramente el Dr. Dokuma se las habrá arreglado para hacerle algo a Shinn antes de que llegaramos.” termino con un ceño fruncido.

“¿Pero como lo hizo?” preguntó Heine sin entender desde su lugar al lado del piloto del ZAKU Phantom.

“Buena pregunta.”

Los 3 saltaron y se giraron cuando escucharon la voz. Y de inmediato se encontraron cara a cara con el propio Dr. Dokuma. Inmediatamente, los 3 mayores adoptaron una postura protectora, con Rey ligeramente detrás de Athrun y Heine, acunando más a Shinn cerca de él. El Dr. Dokuma solo se río ante sus reacciones.

“Ah, vosotros debéis de ser los amigos del joven de ZAFT, ¿no?” siguió avanzando lentamente mientras comenzaba a caminar lentamente hacia los chicos. “Hubiera esperado que todos vosotros aparecieran mucho más tarde, pero bueno. Es un placer muy agradable conocer al resto de vosotros.” Dokuma habló en una voz suave que arrojaba diversión.

“Yo te aconsejaría que no dieras un paso más.” Rey declaro como sacaba su pistola con una mano mientras la otra sujetaba a Shinn. Lo apuntó a la frente, pero el científico chiflado aún seguía con una sonrisa misteriosa.

“¿Eres tú el que le hizo esto a Shinn?” preguntó Athrun al científico chiflado. Él solo ensayo más su sonrisa.

“¿Y que si fui yo, eh?” respondió de manera burlona haciendo que tanto Athrun como Heine fruncieran más el ceño.

“Pues vas a hacer que vuelva a la normalidad o si no...” dijo Rey en modo de amenaza mientras ladeaba la pistola. Sin embargo eso hizo que el científico se riera más. 

“¿O sino que? Dudo mucho que lo hagas, ya que si me disparas, no podrás volver a cambiar a tu pequeño amigo. ¿Y tú no querrás eso, verdad?”

Rey frunció el ceño al escuchar eso. Lentamente bajo su arma, mirando con desdén al médico. Athrun y Heine también  miraban con resentimiento hacia el loco por lo que le había hecho a su joven camarada y tampoco les gustaba la actitud de ese cabrón.

Dokuma se río entre dientes mientras los observaba. “Sabes, vuestro joven amigo era muy interesante, ¿no?” los 3 se pusieron visiblemente rígidos. Él sonrío y continuo. “Sí, debo admitir que era un joven fuerte a pesar de ser solo un mocoso descarado y maleducado, y la verdad fue difícil lidiar con él, pero al final le di una lección y lo tuve bajo control. Estaba muy tentado en hacerle más experimentos, pero decidí esperar-

Teniendo ya suficiente de él, Heine se apresuro corriendo hacia él sin pensarlo 2 veces y no le dio tiempo al científico cuando el piloto del Gouf le dio un fuerte puñetazo en la cara que lo dejo K.O. en el suelo. Tanto Athrun y Rey se quedaron en su lugar sorprendidos por la acción casi imprudente de su compañero mayor.

“¡Heine!” dijo Athrun mientras fue corriendo hacia él. “Eso a sido un poco imprudente.”

“Lo siento, Athrun.” dijo Heine mirando a Athrun a su lado antes de echar un vistazo al científico inconsciente en el suelo. “Es que no soporto a lunáticos como este.” 

Unos minutos más tarde, Shinn decidió despertarse. El niño tenía un buen momento.

El pequeño bostezó silenciosamente mientras abría los ojos lentamente. Un borroso ojo carmesí miró a su alrededor mientras el otro estaba siendo frotado por su pequeña mano. Una vez hecho esto, echó un vistazo a sus alrededores y se quedó helado ante lo que vio.

Entonces el instinto de Rey se activo y miro abajo para ver al pequeño despierto.

"Shinn..."

De repente el pequeño niño comenzó a mover sus brazos y piernas dando pequeños golpecitos y patadas en el torso del piloto de melena rubio con el fin de librarse de su agarre sin ningún resultado. Rey solo quedo desconcertado por el comportamiento de su amigo.

“¡Hanase! ¡Hanase!” grito desesperadamente Shinn mientras seguía agitando violentamente su cuerpo en un intento inútil por liberarse. Athrun y Heine fueron hacia donde estaba Rey y los 2 se quedaron congelados por la reacción del pequeño niño. Miraron desconcertados por la pequeña voz infantil de su amigo, quien aún le costo creer que el niño era Shinn.

El pequeño siguió dando golpecitos con más fuerza y desesperado hasta que Rey decidió dejarlo en el suelo. Cuando lo puso en el suelo, Shinn se cayo sobre su trasero debido a que su traje de piloto hizo que resbalara su pierna sobre la tela. Los 3 pilotos adolescentes se preocuparon por lo que le pudo pasar pero se detuvieron al ver la cara de asustado y ojos desconfiados del pequeño Shinn.

“Shinn, ¿qué te pasa?” preguntó Rey un poco preocupado aunque trato de mantener la calma para no asustar al niño. Fue en ese momento que Shinn decidió hablar.

“D-dare ga omae? ¿Por qué estoy koko ni?” preguntó con una voz pequeña.

Los 3 pilotos mayores parpadearon confusos ante el cambio de idioma. ¿Estaba hablando medio japonés y inglés a la vez? Rey sacudió un poco la cabeza y volvió a intentarlo. “¿Puedes hablar inglés?” preguntó de nuevo. 

Los ojos parpadearon de nuevo antes de responder. “...Sí...”

Rey asintió un poco antes de volver a preguntar. “Bien, ¿ahora puedes decirnos tu nombre? ¿Cómo te llamas?”

El niño parpadeo un poco cuestionándose porque esta gente quería conocerlos. Al final no tuvo más opción y decidió presentarse.

“M-mi nombre es Shinn. Shinn Asuka, señor.” hablo Shinn de una manera un poco tímida. Athrun y los demás parpadearon un poco no solo por el tono en que hablo, sino como lo llamo al final, siendo un signo dirigida a la gente mayor. Eso significaba una cosa.

“Bien, Shinn, ¿puedes decirnos si me conoces a mi o a ellos dos?” preguntó Rey gesteando a Athrun y Heine al final de la frase. Shinn primero observo a Rey para estudiarlo un momento y luego se volvió hacia Athrun y Heine detrás quienes lo miraban también. Después de un breve escaneo, el pequeño niño se volvió hacia el chico rubio para dar su respuesta.

“No. No te conozco de nada ni recuerdo haberte visto a ti y a esos dos.”

Esas palabras causaron una onda de choque sobre los adolescentes. Rey dio una mirada calculadora aunque con un ceño fruncido, Heine apenas fruncía el ceño y Athrun tomo una expresión de preocupación. ¿No se acuerda de ellos?

“Tal como lo temía.” dijo Rey llamando la atención de Athrun y Heine. “Por lo visto no solo han encogido su cuerpo, también le han borrado la memoria.”

Un intenso silencio se apodero de la sala como los pilotos de la FAITH trataron de analizar la situación. Si de verdad le han borrado la memoria, entonces obviamente no recordaría ZAFT, su posición como piloto, o incluso cualquier otra cosa relacionada con él. Eso fue un problema. Un problema muy grande.

¿De verdad esto tiene algo que ver con lo que ese científico loco le hizo a él?’ cuestiono Athrun mientras miraba a distancia al cuerpo inconsciente de Dokuma. Athrun frunció el ceño. ‘Si es así, esto va ser un grave problema.

“Entonces, ¿quieres decir que él nos ha olvidado a todos?” preguntó Heine con preocupación. Fue entonces que el piloto peli azul se agacho para ponerse de cuclillas frente a Shinn y lo miro con una expresión floja para parecer amigable.

“Tranquilo, Shinn, no voy hacerte daño. Primero voy a presentarme. Mi nombre es Athrun Zala.” Athrun se hizo un gesto a sí mismo. Luego señalo a Heine. “Este es mi amigo Heine Westenfluss.” Heine dio una cálida sonrisa amistosa, uno que caía bien al pequeño niño. Athrun sonrío un poco antes de señalar a Rey. “Y este es Rey Za Burrel.” Shinn miro al chico de melena rubia y este ultimo parecía sonreír un poco amistoso.

“Shinn, puedo entender que probablemente te preguntes dónde está y por qué estás aquí. Podemos contartelo todo, pero necesitamos que vengas con nosotros a nuestra base. Puedo explicarte lo que estas haciendo aquí, ¿lo entiendes?”

Shinn pensó en su respuesta. A pesar de que estas personas parecían sospechosas, no eran del todo mal. Y él realmente deseaba obtener una explicación sobre por qué estaba aquí en primer lugar. No podía recordar lo que había ocurrido antes de despertar aquí. Le gustara o no, estas 3 personas eran los únicos que podían llevarlo a casa. Pero si intentarán algo sospechoso, los dejará atrás. Con un suspiro dijo: “Esta bien.”

Athrun, Heine y Rey no pudieron evitar sonreír al escuchar la respuesta de Shinn. Con esto, el piloto rubio cogió a Dokuma inconsciente por el borde de bata y comenzó a arrastrarlo, ya que decidió llevárselo como prisionero.

“Vamos a llevarnos a este como prisionero para que nos cuente el modo de devolverlo a la normalidad.” dijo Rey como los 2 asintieron antes de volverse hacia el chibi Shinn.

“Shinn, tienes que ir conmigo ahora.” dijo Athrun extendiendo los brazos hacia el pequeño. Desde un principio dudo un poco, pero no le dio tiempo negarse cuando Athrun le cogió sin avisar y lo levanto sin esfuerzo. El peli azul se volvió hacia sus compañeros en señal de retirada. Ellos asintieron mientras ponían rumbo hacia la salida, con Shinn entre los brazos cruzados de Athrun para sostenerlo con seguridad.

Así, los 3 pilotos se dispusieron en marcharse de este lugar y llegar a sus respectivos Gundams. Durante el camino, los 3 adolescentes se aseguraron de no encontrarse con tropas para llegar a sus respectivos Gundams y largarse de aquí ahora. Durante el trayecto, Athrun no podía dejar de pensar en lo que le ocurrió a Shinn. La verdad es que no podía explicarse así mismo con que tipo de formula se utilizo para rejuvenecer a un adolescente a un niño pequeño. La idea parecía bastante loca pero tenía que aceptarlo. Solo esperaba a que ese científico loco que ahora es su prisionero les diga el remedio para devolverlo a la normalidad. Ahora el otro problema es como explicar a la capitana Talia y al resto de la tripulación del Minerva lo ocurrido. 

Finalmente los 3 pilotos adolescentes llegaron donde habían dejado sus Gundams. Cuando el pequeño Shinn miro con gran impotencia y asombro ante la enormidad y majestuosidad de esos gigantes de distintos colores, que parecía esas figuras de acción.

“¿Que es eso?” preguntó Shinn en voz baja mientras miraba al Impulse.

“¿Eso? Es un Gundam.” respondió Athrun volviéndose a Shinn.

“Gundam.” dijo Shinn con nostalgia.

Athrun miro al pequeño algo pensativo. No sabia si tenia miedo por la enormidad del mecha o si es que le resulto familiar. Él sabía que Shinn conocía perfectamente al Impulse como piloto y había vivido muchas aventuras con él.

Así que es posible que tenga algo de conocimiento.

Rey se subió a la cabina del Impulse y activo el piloto automático para conectarlo con los sistemas de navegación del Legend, para que pudiera seguirlo automáticamente. Luego se baja y vuelve a la cabina del ZAKU Phantom, Heine a su Goug Ignited y Athrun con Shinn al Saviour.

Athrun se sentó en su asiento y puso a Shinn entre sus piernas y se puso el cinto de seguridad. Shinn no entendía lo que pasaba, acababa de entrar en lo que parecía en el estomago del Gundam y parecía como el monitor de un coche, por su volante, asiento y cinturón. Se pregunto si esto era un coche volador enorme con piernas, brazos y cabeza.

"¿Que va a pasar? ¿vamos a volar?" preguntó Shinn mirando curioso al piloto peli azul.

Athrun se volvió hacia el pequeño sonriendo. "Sí, Shinn. Vamos a dar un paseo por el cielo para ir a una nave."

Shinn no logro entender eso ultimo pero no tuvo tiempo para preguntar, como comenzó a elevar al Saviour al cielo junto con el Saviour y Impulse fuera del laboratorio. Luego el Impulse también se elevo automáticamente fuera del laboratorio. Dentro de la cabina del Saviour, Shinn se quedo flipado al ver por la ventana que era cierto que estaba volando.

Con esto, las demás fuerzas de ZAFT se elevaron más y se unieron a ellos para alejarse de la isla.

Fin del capitulo Editar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.